Librerías: un comercio en vías de extinción

En los últimos años han desaparecido varias librerías en Barcelona, especialmente en la zona céntrica de la ciudad. Primero fue la librería Castells, en la confluencia de la calle Balmes con Ronda Universiat, el local que actualmente lo ocupa la tienda de electrodomésticos Pont Reyes. En la misma Ronda Universitat existió la librería Bosch, que hoy en día es un supermercado 24 horas.

Después de cerrar las librerías Happy Books de la calle Provença y el Passeig de Gràcia, el año pasado le llegó el turno a la franquicia de la calle Pelai, que fue reconvertida en una tienda de ropa, quedando sólo los Happy Books de la avenida del Portal de l’Àngel y del claustro de la Catedral.

La última librería en caer ha sido la emblemática Catalònia, en la Ronda Sant Pere, el local que estaba distribuido en tres plantas y que recientemente ha sido adquirido por Mc Donald ‘s, como si no hubiera suficientes restaurantes de la multinacional de comida rápida.

La causa del cierre masivo de librerías radica, por un lado en el bajo consumo de lectura que se registra en nuestro país, y del otro en el auge de los libros editados en soporte digital. Sea como sea, las librerías son mucho más que simples establecimientos. Son instituciones que se erigen en baluartes de nuestra cultura.

 

* Texto original en catalán.

One Comment on “Librerías: un comercio en vías de extinción

  1. si hi ha baix consúm de lectura es gràcies a les plataformes com l’Ipad o el móvil, que l’únic que fan es abaratir els preus dels llibres (Ipad i móvil)pero pagues un plus (móvil)per conectivitat. Això s’hauria de regular d’alguna maneram no sé com.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *