Mariposas

mariposas

 

Foto: www.freeimages.com

 

En la antigüedad, su símbolo significaba inmortalidad, aunque aún no sabemos por qué.

Lo que sí es cierto es que cuando son pequeñas son los gusanos.

Con el transcurso del tiempo hacen su crisálida.

A través de ella, hacen una especie de escudo telaraña, ya que a partir de aquí evoluciona de otra forma. La mariposa.

Sí que es verdad que en sus alas se ven reflejados los colores del arcoíris. Cosa que no es de extrañar, ya que se ponen como punto de luz entre las flores.

En la naturaleza y en las tiendas se ven mucho.

Han hecho puntos de libro, sólo para hacer propaganda. Aunque también se hacen cajas, álbumes de fotos, libretas, lápices, agendas, etc.

Es una larga vida y un mundo no visto.

Por casualidad, yo las estudié, en la escuela.

Se alimentan de minúsculos insectos.

La tenían en una caja vieja, los matices eran como la madera.

Era marrón, como el tronco de un árbol.

La teníamos en un rincón de clase, bien tapadita.

Este insecto, tan fascinante, no necesita luz, sólo oscuridad.

Así es como nacen.

Después la ves, dentro de las plantas y piensas:

¿Cómo puede ser tan bonita?

 

Tendrías que ver como es una metamorfosis.

Este animalito hace que se te trastoque la cabeza y quieras perseguirlo.

Todos lo hemos hecho cuando somos criaturas.

Si vais a Empuriabrava, veréis toda una habitación viva, es el paraíso de las mariposas. Parece una selva amazónica de todas ellas.

Especialmente, la reina coco. Se llama así porque es toda blanca.

Muy pocas personas la conocen. Habitualmente se ven muy pocas, en plena montaña. Es una especie rara y única, por ser un animalito tan simple.

Imaginaos cómo puede ser el hombre tan cruel.

Que las atrapa, las diseca y las expone en un cristal. ¿No os da pena?

A mí sí.

Este ser tendría que estar en su hábitat, volando al sol en medio del espesor del bosque y la hierba.

 

* Texto original en catalán.

2 Comments on “Mariposas

  1. Es cert que les papallones són maques pero de vegades quan no t’ho esperes et dona un ensurt.
    Jo quan vaig per la muntanya me les trobo y no passa res pero quan estic en ple centre també les trobo i em dono un bon susto.

  2. Sonia, en això et donc la raó, però el que es més fantastic és quan una d’ elles sa t’ enganxa a la roba i llavors la pots contemplar i fer foto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *