Román Vigara, superación sin barreras

En Roman Vigara es un atleta que hace mucho tiempo que disfruta practicando deporte. El año 2015 fue el primer atleta con discapacidad intelectual de la Escuela Deportiva Acell que completó el Maratón de Barcelona de poco más de 42 kilómetros de recorrido con un tiempo de 4 horas y 57 minutos. Este año la volvió a correr pero tuvo que abandonar en el kilómetro 25 por problemas físicos.

Vigara tiene 43 años y la pasión por correr le viene desde muy pequeño. Primero estuvo en el club de atletismo de Castelldefels y luego en de Gavà. Actualmente está en el Acell, la Federación Catalana de deportes para disminuidos psíquicos. En los inicios, a sus padres no les hacía gracia su afición; pero ahora están muy orgullosos de él: “De pequeño me gustaba mucho apuntarme a las carreras; pero a mi madre no le gustaba. Ella quería que las dejara pero yo seguía “, explica Vigara.

Roman Vigara

Entre otras carreras, Roman ha completado la Maratón de Barcelona, ​​la Media Maratón de Barcelona y la cursa de la Maquinista. Para ello, entrena tres veces por semana: dos días dando vueltas al recinto Parque Sanitario de San Juan de Dios de Sant Boi de Llobregat y un tercer día, en las instalaciones del Acell. Una vez al mes intenta hacer una carrera de 10km. La Maratón es la carrera más exigente que ha corrido: “Me animaron a toda la gente de mi alrededor. Terminé cansado pero muy contento “, afirma el atleta del Acell.
Beneficios para una mejor salud mental

Salud y sacrificio son los beneficios que le aporta el hecho de correr a Roman Vigara: “me despeja la mente”, dice. Por ello, recomienda a todo el mundo que lo pruebe. El año que viene se volverá a poner a prueba en la Maratón; aunque explique que “se va haciendo viejo y le pesan más las piernas”. Pero insiste en que lo importante es participar.

Con o sin limitaciones, Roman Vigara nos enseña que todo el mundo, con esfuerzo, dedicación y sacrificio, puede alcanzar cualquier reto que se proponga.

Fotos: Cristina Morales

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *