Dichos de toda la vida

Os voy hablar de aquellas frases que siempre se han utilizado para referirse a las cosas cotidianas. Es decir: los dichos de toda la vida que según los expertos, la lengua castellana tiene unos 1.500.

Yo acostumbro a utilizarlos porque me los enseñaron en el colegio. Los que más me gustan son:

  • Más vale prevenir que curar. Se utiliza para alertar de una cosa mala que puede venir para que la frenes a tiempo, porque si no, puede ser tarde.
  • A caballo regalado no le mires el dentado. Cuando te regalan una cosa, no te quejes. Hay que valorar el detalle.
  • Ni tanto ni tan calvo. Significa ni mucho ni poco.
  • Ver el vaso medio lleno. Quiere decir ser positivo.
  • A buen entendedor, pocas palabras bastan. Significa que las personas inteligentes con poca información ya tienen suficiente.
  • A falta de pan, buenas son tortas. Hay que conformarse con lo que uno tiene.
  • Roma no se hizo en un día. Las cosas llegan cuando llegan, hay que tener paciencia.

Se me ha ocurrido una frase para acabar este escrito: “Si de dicho no sabes ninguno, lee mi artículo en Èxit21”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *