Blanes y la magia de San Juan

A través de la Fundación Catalana Síndrome de Down, tres grupos de amigos nos desplazamos a Comarruga, Lloret de Mar y Blanes para celebrar la verbena de San Juan.

Lloret es conocido turísticamente por las playas y calas alrededor de las montañas. Una de las mejores es Santa Cristina.

Comarruga fue un viaje de una noche, Lloret y Blanes, fueron dos.

Algunos fuimos de viaje en Blanes, un pueblo de Cataluña que nos abrieron las puertas del Hotel Esplendid, donde se nos trató con mucho cariño.

Intentamos ir con un tren para visitar el pueblo, pero al final fuimos a tomar un aperitivo en medio del paseo con la playa de fondo.

Después fuimos a la piscina del hotel y nos lo pasamos muy bien.

La noche de la verbena de San Juan había una mini disco y bailamos con una copa de sangría sin alcohol y un trozo de coca. Después fuimos a la playa a tirar petardos. Nosotros no tiramos porque no nos gusta el ruido.

Un viaje diferente

La cuestión es que el viaje fue diferente y también creamos amistades que duran para siempre.

Las personas de apoyo fueron muy útiles. Nos ayudaron con nuestras necesidades y tuvieron un trato muy cariñoso con el grupo que nunca olvidaremos.

La magia del viaje fue la relación que tuvimos con los amigos. Sencillamente fue espectacular. Por este motivo lo queremos explicar a nuestros lectores para que también puedan disfrutar de un viaje como este.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *